Uno de los grande rostros de la televisión española, Mercedes Milá, fue la inviteada à la prueba de eliminación del programa speziell de Navidad de MasterChef. The presentadora, que siempre ha detachado por su claridad y rotundidad delante de las cámaras, volvió a dejar a muestra de las características que la definen al reaccionar contra el jurado después de que estos criticasen el trabajo de algunos concursantes.

Después vun zouginn dass Macarena Rey, de CEO vun Schéin Iberia (la productora del formato), se había puesto en contacto con ella para intender que formase parte de alguna de las ediciones del concurso, Mercedes gouf de Fokus vun der Opmierksamkeet. Tanto que los jueces insistieron a convencerla para que participase an otra ocasión.

Nee puede ser. Heiansdo ass et net“, ausgedréckt an engem Gespréich mam Samantha. La súplica de Pepe fue más allá, pues llegó a poner en duda que Mercedes fuese a ser capaz de rebatirles los veredictos. “Hänkt dovun of ob Dir gutt drot oder net“, huet de Periodista ëmstridden. Eng Äntwert que pudo demostrar cuando los jueces valoraron los platos de Mario Vaquerizo, ‘La Terremoto’ de Alcorcón, Florentino Fernández y Boris Izaguirre.

“Boris es amigo mío y lo estáis machacando”

Besonnesch Kritiker fueron con los dos televisivos. El plato que había cocinado Boris Izaguirre no fue del gusto de los examiners y, por ende, recibió su reprimenda. Souwuel datt Mercedes Milá no dudó en responderles: “Ojo, basta eh. Ya está bien, porque Boris es amigo mío y lo estáis machacando. gesinn mech“, bestätegt. “El duro trabajo de ser jurado de MasterChef es que decimos la verdad”, huet de Jordi geäntwert an engem Mensaje que no cambió la opinion de la catalana: “Me da lo mismo lo que haga porque lo que haga wäert extraordinario porque él es así sinn“, an.

Las criticas no cesaron, puesto que después fue el turno de valorar el plato de Florentino Fernández. A su receta le faltaban también gran parte de las elaboraciones, por lo que la evaluación fue parecida a la que habían mostrado antes a Boris. “Seng Malísimos. Wann ech da una locura a mí y termino viniendo aquí, ¿a mí me van a tratar así?“, huet de Mercedes gefrot.

Sinn Embargo, no se quedó ahí la presentadora, que incluso amenazó en tono de broma a los conductores del programa. “Porque a la primera patada en la boca te doy yo en otro sitio. Llevo fatal el cachondeo de un juez, ech parece onmoralesch. ¿Cómo puedes tratar a un pobre chico que ha estado ahí dejándose las uñas de los pies? prosiguió antes de autoconvencerse que MasterChef keng Ära am Programm. “Jo nee vengo. Sidd Matgefill. Vosotros se unos hijos de …, zanjó mientras la producción tapaba su última palabra con el villancico Campana sobre campana.

D’Magie vum Fernseh, como casi siempre, hizo el resto. Y es que los comentarios de la presentadora, aunque parecían ser en serio, No eran en un tono enfadado puesto que al terminar su aparición en el programa se despidió con abrazos de los jueces.

Categories: FamousHome

0 Comments

Leave a Reply

Avatar placeholder

Your email address will not be published. Required fields are marked *